Aunque la realidad virtual no ha despegado como muchos lo han vaticinado o esperado, en parte debido por el precio de la tecnología en particular la HTC y la Oculus, parece que esta situación