Intel lanzó una nueva campaña en la que vincula a YouTube, las redes sociales y la más reciente tecnología de los procesadores Core de segunda generación.