La privacidad en la era de las redes sociales

whatsapp_secHace algunos años en medio de una charla que dicté acerca de seguridad en redes sociales, hablábamos de todas las formas en las cuales una foto o publicación puede ser usada en contra de nosotros o de nuestras corporaciones, en esa ocasión llegábamos a la conclusión que para evitar este tipo de situaciones embarazosas, lo ideal era tener en mente una máxima: “Que lo que publiquemos en Internet, no tenga problema, si sale en la portada de un periódico”.

Y es así de fácil, podemos pensar en que las personas son de nuestra total confianza, pero posiblemente en un momento dado, esa confianza pueda ser traicionada y las fotos que compartamos sean vistas por personas que no deberían, o que las imágenes sean “extraídas” de nuestras redes, nubes o dispositivos móviles.

Ahora hay un caso en particular que ha inundado las primeras páginas de los diarios colombianos, el Defensor del Pueblo de Colombia, se encuentra en una difícil situación por cuenta de unas fotografías y unos mensajes que ahora son de dominio público y miles de personas han visto y comentado.

No queremos dar juicios de valor y definir quien dice la verdad o si la actitud estuvo bien o mal, mucho menos si es un tema de privacidad o algo así, aquí lo que si podemos ver, es que el “pecado” ha sido la misma toma de las fotografías subidas de tono, y el envío por medios digitales de las mismas, lo cual no reviste ninguna seguridad, y tarde o temprano podrían ser liberadas y más aún por tratarse de un personaje público, lo cual alimenta el morbo social.

En resumen,  hemos visto en muchas ocasiones que no es muy buena idea tomarse fotos o hacerse videos, y mucho menos enviarlos, si no queremos que estén dando vueltas por toda la red, es mejor abstenerse y aguantar las ganas.